Sed bienvenidos a este pequeño pueblo literario pensado para compartir el amor por las letras y, sin ningún tipo de pretensión, hacer de él un canal abierto de comunicación entre personas con gustos afines, en el que poder intercambiar esas inquietudes que nos llevan a escribir. ¡Gracias por llegar hasta aquí!

MIS AMIGOS

viernes, 12 de enero de 2018

AUTOBIOGRAFÍA



¿Conocer mi biografía?

Comenzad con la lectura
de los versos  que escribí de niña,
en ellos nace el proyecto de mujer
en la que habito. 




Y aunque de aquella pequeña
solo quedan fragmentos vivos de recuerdos,
no olvido
que fue ella quien desnudó para mí
el ritmo de las palabras,
quien atropelló la música
a fuerza de repetir la melodía,
quien redefinió la palabra “poema”
para que sus palabras encajasen
en la definición.




Hoy no soy mejor, ni peor, que el resto:
he reído como todos,
he sufrido tanto o más,
he amado, y me han amado,
hasta la extenuación…




Mi rostro y mi cuerpo han cambiado,
mi mente también.
Pero, siempre,
versos oblicuos  han inmortalizado
la película de mi vida.


Así será hasta mi último día
y más allá.
Mi epitafio quiero que diga:
“Tengo toda la eternidad
para escribir  poemas…”

Belén Rodríguez

13 comentarios:

Rafa Hernández dijo...

Muy bonito y emotivo, pero para ese epitafio te quedan miles de poemas por escribir, y el resto que podamos disfrutarlos leyéndolos.

Besos Belén.

Fantasía Y Realidad dijo...

Hola Belén,pidamos al Cielo que ese epitafio se escriba dentro de cien años,ok??Ahora sigue escribiendo poemas que lo haces de maravilla.

Muchos besos:):)

Felicidad Batista dijo...

Belén, esa niña que trepó al poema, escaló cada verso y se sumergió en ese mar de palabras, sigue, pluma en mano, escribiendo esa mirada sobre la poesía y sus emociones que tan bien nos trasnmistes. Gracias por compartirlos.

Ester dijo...

Precioso, lindo y cercano, eres una poeta magnifica. Abrazos

Juan L. Trujillo dijo...

No piense en los epitafios. Te quedan muchas ventanas que abrir, muchas melodías que escuchar y sobre todo muchas metáforas que encajar en la tersura viva de tus poemas.
Un beso.

María Pilar dijo...

Precioso, para aplaudir y releer porque se disfruta de cada verso.
Abrazo, Belén

Isabel Martínez Barquero dijo...

Porque eres poeta, Belén, y quien lo es no puede dejar de serlo nunca.
Un poema sincero y muy bien armado, muy bonito.
Un beso.

LOBEZNA dijo...

No nombres el epitafio que no me gusta.
Es mejor leerte por muchísimos años.
Un abrazo.

Julia López Pomposo dijo...

¡Preciosas reflexiones!
Si somos lo que somos es gracias a la niña que fuimos y somos el reflejo de lo que seremos en nuestra vejez.
Besos

Rayén dijo...

“Tengo toda la eternidad
para escribir poemas…”

Que hermoso, me encanto tu biografía, tu estilo de vida.
Abrazos amiga.

Maria Rosa dijo...

Hola Belén, que gusto volver a leerte, te había perdido en el ciber espacio y te reencuentro con tu vida en un bello poema. Un abrazo.

mariarosa

BEATRIZ dijo...

La eternidad comienza hoy. Siempre me impresiona la forma de conocerse a uno mismo, algunos buscan la forma de auto proyectarse y lo hacen exitosamente, otros nos quedamos en el intento.
Saludos domingueros.

Nena Kosta dijo...

Tu vida ha sido, y sigue siendo, un hermoso poema, ¡qué afortunada!
Un abrazo enorme.

Publicar un comentario

Me gusta saber tu opinión.
Gracias por comentar.